Por Mako Sierra

Celaya, Gto.- La Dirección de Policía Municipal de Celaya no dio aviso ni parte al Ministerio Público del ataque a balazos registrado la tarde del miércoles en la calle Henry Durant de la colonia Rosalinda II, justo a un costado de la Delegación de la Cruz Roja de Celaya.

En la Subprocuraduría de Justicia en la Región C no se contaba con ningún tipo de “novedad” respecto a este nuevo ataque a balazos, del cual el joven de 25 años y de oficio lavador de coches resultó ileso, ya que tras los disparos se tiró al suelo y “se hizo el muertito” para hacer creer a sus agresores que le habían pegado.

No obstante el joven fue atendido en la delegación de la Cruz Roja por tener la presión arterial alta debido al susto sufrido durante el ataque en su contra.

Por ello se esperaba que la Policía Municipal notificara a peritos para recabar los indicios, situación que no se hizo y dejando a un lado el protocolo que se genera en este tipo de ataques.